Con el calor se pierden líquidos que no siempre se reponen bebiendo. Además tendremos a llevar una vida más sedentaria o tan ajetreada que no encontramos el momento para ir al baño. El tránsito intestinal se resiente y aparece el estreñimiento. ¿La clave para evitarlo?Hidrátate, come fibra y controla, también, las emociones.

1. Beber agua, mejor entre horas

En verano, el hábito de beber agua debe ser casi rutinario. Lo indicado es beber en torno ados litros o dos litros y medio de agua al día, un poco más si se hace deporte. Si nos falta hidratación, nuestro organismo detecta que escasea el nivel de líquido y ralentiza todos sus procesos, incluido, el movimiento intestinal. Esto, unido al hecho de que las heces deshidratadas avanzan pero conduce irremediablemente al temido estreñimiento transitorio. Pero, no se trata de inundar nuestro estómago. Lo ideal sería beber mucho entre horas y contenerse en la mesa ya que además, beber mucho durante la comida entorpece el proceso digestivo.

2. Dieta a base de fruta y verdura

Una dieta equilibrada es la mejor forma de estimular el tránsito intestinal. Aumentar las raciones de fruta y verduras es otra forma menos aburrida de reponer líquidos y además nos aporta un alto contenido en fibra, vital para el buen funcionamiento intestinal. Todas son saludables y refrescantes pero mejor optar por aquellas con una composición más acuosa como la lechuga, el pepino, el tomate, la sandía y el melón.

3. Emociones a raya

La ansiedad, los nervios y el estrés son factores que también pueden estar detrás del estreñimiento. Esto es tanto por causas físicas como sociales y es que el estrés provoca una reducción del aporte sanguíneo al trato intestinal con lo que los movimientos del intestino grueso son mucho más lentos. Pero es que además, normalmente el estrésimplica comidas fuera de hora, una dieta más precaria, una menor ingesta de agua y retrasar los momentos para ir al baño. Para solucionar el estreñimiento causado por estrés, basta con algo tan simple como aprender a respirar: una respiración adecuada proporciona un masaje continuo en el intestino que favorece los movimientos peristálticos que favorecen el tránsito.

Además de adquirir estos buenos hábitos, no está de más tener una ayuda extra en forma de complemento alimenticio. Sandoz Bienestar Plantago Ovata contiene semillas esta planta cuyas semillas son ricas en mucílago, un tipo de fibra vegetal, que ayuda a mejorar las molestias intestinales. Además, contiene inulina que es también un componente de la fibra alimentaria.