Las piernas son la parte más cuidada de nuestro cuerpo y la que más quebraderos de cabeza nos da: celulitis, flacidez, estrías, varices? La lista de problemas que les afectan parece interminable. Lo bueno: todo tiene solución, incluso el cansancio extremo. ¡No volverás a taparte las piernas!

Te avanzamos 4 claves para depilarte las piernas sin peligro.

CUCHILLA
Nunca hay que pasarla directamente sobre la piel seca porque puede producir cortes, e irritaciones. Lo mejor es utilizar espumas específicas, ya que ablandan el vello y consiguen un rasurado más apurado.

CERA
La piel debe estar perfectamente limpia, seca e hidratada pero sin rastro de cremas. "Hay que aplicar la tira en la dirección del vello, para que salga de raíz", aconseja Leticia Carrera, de los Centros Felicidad Carrera.

ELÉCTRICA
Para que duela menos y el vello salga más fácilmente es mejor hacerlo después de la ducha. Puede descamar la piel por lo que, nada más acabar, es imprescindible rehidratar la piel con fórmulas reparadoras con aloe vera.

LÁSER
"Para que funcione necesita que haya un poco de tallo piloso, así que no hay que ir completamente depilada. Lo mejor es pasar la cuchilla una semana antes de la primera sesión y 15 días en las siguientes", explica la Dra. José Royo, de IML.
 


Descubre todo lo que necesitas saber para tener unas piernas perfectas en el número de agosto de 2015 de la revista Objetivo Bienestar.