A muy pocos nos seduce la idea de hacer ejercicio por la mañana; de tener que activar nuestro cuerpo justo a los pocos minutos de abrir los ojos, y más si se trata de exigirle un plus de energía fuera de lo habitual.

No obstante, podría ser la mejor hora para hacer ejercicios matutinos en casa y estimular al cuerpo y a la mente, para afrontar el día de la mejor manera posible.

Esta activación matutina mejora nuestro sistema endocrino y los ritmos cardíacos (el cuerpo se acostumbra antes de que suene el despertador a empezar a bombear, las hormonas se preparan para regular la presión sanguínea), agudiza tu inteligencia y te da energía (perfecto para todos aquellos que sienten que están más activos por las tardes y les cuesta mucho despertar), alivia el estrés (creando endorfinas para que se prolonguen a lo largo de toda la jornada laboral) y empezamos a quemar calorías.

A continuación vamos a proponer algunos estiramientos de activación, se deben realizar de manera progresiva para ir activando nuestros ritmos, de unos 15 segundos en cada uno de ellos; perfecto para desentumecer músculos y lubricar articulaciones, son válidos todos mientras estiremos las partes principales. Muchos son los beneficios que dan estos ejercicios matutinos de ejercicios, por lo que esperamos seduciros.  

 

- Primer ejercicio: nos tumbaremos en la cama lateralmente apoyando la cabeza en el brazo a modo de cojín, poniendo las piernas en posición de 90º, la rodilla que reposa en la cama no se mueve , mientras que la otra realiza un movimiento de abrir y cerrar simulando una ostra.

Realizaremos dos series entre 15-20 repeticiones con cada pierna:

 


 

 

- Segundo ejercicio: será también muy sencillo, si nuestra cama tiene una altura similar a una silla, o bien obtenemos una silla cercana, nos situaremos justo enfrente de espalda a ella.

El movimiento que haremos será el de hacer el gesto de sentarnos pero no llegaremos a apoyar el trasero, simplemente rozarlo para volver a la posición inicial. Son unas sentadillas muy fáciles de realizar limitando mucho el riesgo en las rodillas. Mientras los brazos los mantendremos extendidos hacia delante a la altura de los hombros.

Realizaremos 2 series de 10-15 repeticiones.

 

 

- Tercer ejercicio: nos situaremos en posición cuadrípode, estilo perrito.

Extenderemos una pierna hacia atrás, y el brazo contrario hacia delante, aguantando un par de segundos en el aire.

Volveremos a la situación inicial sin apoyar ambas extremidades en el suelo, tocaremos el codo elevado con la rodilla elevada y ambos los volveremos a extender.

Realizaremos 2 series de entre 10-15 repeticiones.

 

Notarás una mejora inmediata en tus mañanas que se prolongará a lo largo del día quemando calorías y liberando endorfinas, es acción-reacción. Conoce más rutinas de ejercicios y disfruta de los beneficios de hacer deporte y llevar una vida sana.