Le conocerás por películas como Náufrago o los Cabelleros de la Mesa Cuadrada. Además, son exóticos, bonitos y perfectos tanto como continente (para servir cócteles) como contenido (para enriquecer tu bowl del desayuno). Hablamos del coco, concretamente, del aceite de coco

No obstante, el coco tiene muchas más formas y aplicaciones. ¿Quién hubiera vaticinado que se convertiría en un superalimento cuando compartía piso con las chufas en la fuente de agua de los puestos de comida en las ferias ambulantes?

¿Sabías que los cocos se componen en un 92% de ácidos grasos saturados, los triglicéridos de cadena  de cadena media que con tiene pasan rápidamente al cuerpo, donde se convierten en energía. No forman depósitos grasos, contrariamente a los ácidos grasos de cadena larga de las grasas animales?  

Con toda esta información técnica sobre la mesa, basta decir que favorece la pérdida de peso, facilita la digestión, protege y refuerza el sistema inmunitario.

Te recomendamos cinco recetas con aceite de coco sin darle demasiado al ídem.

coco març 001