Qué hacer y qué no hacer para mejorar las piernas cansadas

Una de cada tres personas tiene mala circulación, sobre todo mujeres. Tobillos hinchados o varices son las evidencias de que el retorno sanguíneo está alterado. Existen trucos para prevenirla y mitigar los síntomas.

Qué hacer y qué no hacer para mejorar las piernas cansadas
Qué hacer y qué no hacer para mejorar las piernas cansadas

Llegar a casa después de pasar muchas horas de pie, especialmente en un día caluroso, y comprobar que los tobillos están irreconocibles: hinchados, pesados y ligeramente enrojecidos. Es el síntoma más evidente de que la circulación sanguínea no está funcionando como debería.

Pero hay más: calambres, hormigueo y las tan reconocibles varices o las arañitas o capilares (telangiectasias), superficiales, finas y de color rojo. “En verano se me hinchan las manos y los pies, hasta el punto de que las sortijas y zapatos ajustados que me caben perfectamente por la mañana no me entran por la tarde; luego, además, están las varices” cuenta Luisa, de 52 años, que arrastra problemas circulatorios desde que era muy joven.

Es algo que a muchas mujeres les es familiar porque la enfermedad o insuficiencia venosa tiene una clara vinculación con las hormonas –la progesterona y los estrógenos– y con los embarazos. “El 40% de las embarazadas acaba desarrollando en un grado u otro una insuficiencia venosa que, en muchos casos, es reversible”, detalla Rodrigo Rial, cirujano vascular y vocal del Capítulo Español de Flebología.

Ejercicio, fibra y agua para una mejor circulación

A mayor peso, más difícil será la circulación. Por lo tanto, es básico hacer ejercicio a diario y evitar, en la medida que el trabajo lo permita, pasar muchas horas de pie. “Muchas personas tienen síntomas ocupacionales porque pasan muchas horas de pie. Me llama la atención que se acostumbran y conviven a diario con ese dolor en las piernas y cuando empiezan a usar medias de compresión les desaparece y se dan cuenta de que convivían con molestias continuas”, explica el Dr. Rial que aconseja evitar el estreñimiento, beber agua, seguir una dieta abundante en fibra y en frutos ricos en flavonoides como fresas, moras y arándanos.

Masajes contra las piernas cansadas

Para las piernas cansadas, hinchadas o pesadas es bueno aplicarse crema o aceite de oliva o de almendras que ayude a activar la circulación y hacer masajes de abajo a arriba. Un buen truco es meter la crema en la nevera y hacerse el masaje con la crema bien fresquita. Es barato y efectivo. Para hacerlo, puedes utilizar, por ejemplo, FisioVen Biogel de Aboca o el gel crema para piernas cansadas de Pranarôm.

De la misma manera, los baños con agua tibia y con sal también te aliviarán.

Además, estos son algunos hábitos que deberías priorizar o evitar si tienes mala circulación en las extremidades inferiores.

Sobre el autor

Nos vamos de shopping

  1. 10 suplementos veganos para mejorar tu salud portada
    shopping icon salud
    10 suplementos veganos para mejorar tu salud
    Comprar​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​  
  2. 8 utensilios top de cocina ligera de verano
    shopping icon nature
    8 utensilios top de cocina ligera
    Comprar​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​
  3. Con cafeína
    shopping icon food
    Qué cafetera se adapta más a ti
    Comprar​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​

Nos vamos de shopping

  1. Cuidado facial
    shopping icon salud
    Disfruta del sol sin hipotecar la salud de tu piel a largo plazo
    Comprar​​​​​​​

Lo más leído