Nomofobia: la adicción al móvil llevada al extremo

Se estima que, solo en España, hay más de siete millones de personas adictas al móvil. Si no apagas tu teléfono ni para dormir, estás continuamente consultándolo y eres reticente a ir a sitios donde no haya cobertura, es probable que sufras de nomofobia.

Nomofobia, la adicción al móvil llevada al extremo
Nomofobia, la adicción al móvil llevada al extremo
Sònia Parladé

Sònia Parladé

Periodista

El móvil se ha convertido en una extensión de nuestra mano. En el trabajo, en casa, en clase, en el transporte público, de vacaciones y, en definitiva, donde sea y cuando sea: siempre lo llevamos con nosotros, y no dudamos en volver a casa si nos lo olvidamos (aunque raramente nos ocurra).

Lo cierto es que cada vez somos más dependientes del móvil. Es lo primero que consultamos al despertarnos y lo último que miramos antes de dormir. Si no lo hacemos, tenemos la sensación de que podemos estar perdiéndonos algo importante o que, quizás, alguien nos necesita y no podremos ayudarle.

Tenemos claras las ventajas del uso del móvil: nos permite conectarnos con quien sea, donde sea y cuando sea. Además, podemos estar al corriente de lo que pasa en cualquier lugar del mundo a tiempo real. Y, cómo no, nos permite ver a nuestros amigos y familiares y sentirlos cerca, incluso cuando nos encontramos en una pandemia mundial que nos limita el contacto físico.

Son muchos los beneficios del uso de la tecnología y el teléfono móvil. Lo importante, y que a menudo olvidamos, es que debemos usarlo con moderación. No, no pasará nada si lo apagamos durante unas horas, y nada es tan importante como para que debamos tenerlo encendido las veinticuatro horas del día.

Miedo a estar sin el móvil

En este sentido, y si sentimos que se nos hace imposible despegarnos de nuestro smartphone, es posible que suframos de nomofobia, un concepto definido como el miedo a permanecer un intervalo de tiempo sin el móvil.

A nivel nacional, los datos son preocupantes: según un estudio realizado por Rastreator, los españoles dedican, de media, 4,1 horas diarias a su móvil, una cifra que asciende hasta las 6,43 horas en el caso de los jóvenes. Como consecuencia, se estima que en España hay 7,3 millones de personas adictas a su teléfono móvil.

¿Cómo puedo saber si padezco de nomofobia? Como explican desde Sanitas, una persona que sufre de nomofobia es fácilmente reconocible porque:

  • Consulta constantemente el móvil para ver si ha recibido algún mensaje o notificación
  • Pierde horas de sueño y descanso para sumergirse en las redes sociales
  • Es reticente a ir a sitios donde no haya cobertura
  • No apaga el móvil en ningún momento, ni siquiera por la noche
  • Siempre necesita localizar un enchufe para cargar el móvil en caso de que se quede sin batería

Cómo superar la adicción al móvil

Si nos encontramos en esta situación, debemos saber que es reversible: con ayuda, se puede superar para volver a disfrutar del tiempo y conexión con uno mismo y con nuestros seres queridos sin estar pendientes de los dispositivos digitales. En este sentido, el director del centro de psicología y crecimiento personal Emotium, Gonzalo J. Sánchez, propone unas claves para sobrellevar esta dependencia:

También te puede interesar

Nos vamos de shopping

  1. Fondo de armario de verano 10 piezas de ropa imprescindibles que debes tener
    icon-shopping moda

    10 piezas de ropa imprescindibles para este verano

    Comprar​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​  
  2. Los 10 cepillos que puedes utilizar según tu tipo de cabello
    shopping icon beauty

    Los 10 cepillos que puedes utilizar según tu tipo de cabello

    Comprar​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​
  3. Lelo Sona 2 Cruise
    shopping icon sexo

    El Top 10 de los juguetes sexuales más deseados del mercado

    Comprar​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​
  4. Incapto coffee
    shopping icon sostenibilidad

    Incapto ahorra 2.200.000 cápsulas de café en su primer año de vida

    Comprar​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​

Lo más leído