Aumento de pecho: dudas y controversias antes de operarse

La operación de aumento de pechos es la cirugía estética más solicitada en España y, aún así, son muchas las dudas y controversias que giran en torno a este tipo de intervención. ¿Las prótesis mamarias caducan? ¿Las cicatrices son visibles? Te explicamos algunas cuestiones básicas acerca del aumento mamario.

Aumento de pecho dudas y controversias antes de operarse
Aumento de pecho dudas y controversias antes de operarse

Cuando una mujer toma la decisión de hacerse un aumento de pecho, e incluso antes de dar el paso, son muchas las dudas y las falsas informaciones que le sobrevienen. Sin embargo, tan solo necesitamos consultar a un especialista para resolver las cuestiones más relevantes sobre esta operación que se practica desde hace décadas. Una intervención estética que cobra muchísima relevancia en miles de mujeres que tras operarse se sienten mucho más seguras de sí mismas, reforzando así su autoestima.

Ahora bien, ¿por dónde empezar? ¿Qué tipo de implante será el mejor? ¿Las prótesis mamarias caducan? ¿Las cicatrices son visibles? Estas son algunas de las preguntas que las pacientes suelen hacerse ante esta intervención, una operación de cirugía estética que se posiciona como la más practicada en España, según la Sociedad Española de Cirugía Plástica, Reparadora y Estética (SECPRE).

Aumento mamario: ¿en qué consiste?

Para empezar a despejar dudas, el aumento mamario (mamoplastia de aumento) es un procedimiento quirúrgico enfocado a mejorar el tamaño y la forma del pecho de la mujer. Nada que ver con la mastopexia, otro procedimiento quirúrgico que en este caso se encarga de elevar y mejorar la forma de las mamas caídas (ptosis mamaria) mediante prótesis mamarias. Estos son algunos de los pasos a tener en cuenta durante la intervención.

  • Incisión. Se puede practicar en la areola, en su borde inferior, o debajo del surco mamario.
  • Colocación de la prótesis. Para ello, se realiza como un bolsillo para introducir el implante. Se puede situar vía submuscular, que es debajo de la musculatura pectoral, o subglandular, por debajo del tejido de la mama.
  • Tipos de prótesis. Existen dos tipos de prótesis, los implantes redondos, que proporcionan una forma redondeada y un escote más pronunciado, y los implantes anatómicos, similares a la silueta de una lágrima que logran un aspecto natural. Muchas clínicas utilizan unos implantes de gel cohesivo de silicona, de primera calidad y con garantía contra rotura o contractura capsular.
  • Vendaje y apósitos. Se colocan al concluir la operación. Después de algunos días, se sustituyen por un sujetador específico que se debe mantener durante 30 días o el tiempo que recomiende nuestro especialista.

Más allá de estos datos comunes, lo mejor es acudir a una consulta previa con un cirujano para que analice la piel y su textura, así como la salud general y el aspecto de los pechos. Una vez hecho esto, se plantearán los procedimientos más adecuados en función de cada paciente.

Còpia de Còpia de Blue Pink Photo Summer Facebook Cover
Fuente: Quirónsalud

Dudas y controversias

Una de las preocupaciones de muchas mujeres es si puede haber rechazo a los implantes. La respuesta es que no, ya que los implantes son totalmente neutros en el cuerpo. Lo que puede ocurrir es que se dé una contractura capsular, es decir, una contractura de la cápsula alrededor del implante.

Según explican los especialistas de Clínicas Be, “cuando la cápsula se engruesa y comprime el implante se produce un endurecimiento del mismo; el cual puede manifestarse por inmovilidad y rigidez de la mama”. Pero esto no es un rechazo y solo ocurre en entorno al 2% por ciento de los casos.

¿Qué hay acerca de las cicatrices? ¿Son visibles después de la operación? Depende mucho del caso, según apuntan los expertos, estas se percibirán más o menos en función de la zona en la que estén, como la zona axilar, la areola o en el pliegue inferior del seno. En caso de que se vean, por lo general son prácticamente invisibles.

Por otro lado, la pregunta sobre cuánto dura un implante de mama requiere una explicación detallada. “Aunque la cirugía ha avanzado mucho, aún es difícil encontrar unos implantes mamarios que duren de por vida, sin necesidad de revisiones o posibilidades de rotura. Pero existen prótesis que tienen garantía de por vida, como es el caso de las aprobadas por la FDA”, confirman desde Clínicas Mato Ansorena.

prótesis
 

De hecho, en alusión a lo comentado, deberás asegurarte de que las prótesis estén aprobadas por la FDA americana (el más prestigioso organismo a nivel internacional por la rigurosidad de sus estudios clínicos y sus altos estándares de calidad). ¿Por qué hacemos hincapié en esto? Porque muchas marcas de prótesis sólo cuentan con el certificado CEE (Comunidad Económica Europea), pero éste es sólo un sello burocrático de manufactura, que no proporciona ninguna garantía sobre la calidad y seguridad de los implantes mamarios. Asegúrate de que la documentación y garantías del implante mamario se entregan siempre después de la intervención.

Además, si bien es cierto que la mayoría de los pacientes piensan erróneamente que las prótesis se tienen que cambiar cada diez años, el hecho de que no se pueda afirmar que unas prótesis durarán toda la vida no significa que tengan una fecha de caducidad exacta, ni que a los 10 o 20 años haya que recambiarlas obligatoriamente.

Las prótesis sólo se deben cambiar cuando dan problemas como rotura, arrugas, contractura capsular o rotación.

La duración de los implantes puede variar muchísimo, cada paciente es diferente y tiene diferentes circunstancias. “Las hay se operan con 20 años y no tengan que recambiarlas nunca, pero habrá otras que sí, todo ello llevando el mismo tipo de implantes, la misma marca, incluso realizando la intervención el mismo cirujano”, explican los especialistas.

Para las que os preocupa saber si podréis dar el pecho a vuestro hijo o hija una vez estéis operadas, podéis quedaros tranquilas: se puede dar el pecho aunque te hayas sometido a un aumento mamario, ya que el implante no toca la glándula mamaria. Por lo tanto, al no tocarla, no influirá en la lactancia. De hecho, el embarazo y la lactancia afectan del mismo modo a las mujeres operadas que a las que no. En todos los casos se percibe un aumento del volumen de las mamas, que luego disminuye. No hay ninguna variación en relación al tamaño de la prótesis.

Por último, debes saber que, tras someterte a una operación de aumento de pecho —la cual suele durar entre 1 y 2 horas y se realiza en un quirófano bajo anestesia general— debes guardar reposo durante una semana. Después de la cirugía, las mamas pueden doler de 3 a 5 días, similar a un dolor parecido a las agujetas. Es momento de descansar mucho, llevar una buena alimentación, beber suficientes líquidos y, sobre todo, esperar de tres semanas a un mes hasta poder hacer actividades deportivas de alta intensidad. Recuerda que el primer contacto con el deporte debe ser suave para después ir aumentando el nivel de potencia poco a poco. 

Sobre el autor
Objetivo Bienestar

Equipo de redacción de Objetivo Bienestar. Periodistas especializados en autocuidado y salud integral y preventiva. Nuestra misión es divulgar de forma fácil y accesible nuevas maneras de disfrutar de la máxima calidad de vida teniendo en cuenta el eje cuerpo-mente-espíritu.

Nos vamos de shopping

  1. 10 suplementos veganos para mejorar tu salud portada
    shopping icon salud
    10 suplementos veganos para mejorar tu salud
    Comprar​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​  
  2. 8 utensilios top de cocina ligera de verano
    shopping icon nature
    8 utensilios top de cocina ligera
    Comprar​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​
  3. Con cafeína
    shopping icon food
    Qué cafetera se adapta más a ti
    Comprar​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​

Nos vamos de shopping

  1. Cuidado facial
    shopping icon salud
    Disfruta del sol sin hipotecar la salud de tu piel a largo plazo
    Comprar​​​​​​​

Lo más leído