Cómo mejorar el deseo sexual y la vitalidad de manera natural

La menopausia, pero también estados como el embarazo, el postparto o la lactancia, cambian nuestros niveles hormonales provocando, a menudo, un descenso de la vitalidad y del deseo sexual. Recupera la energía y libido revisando a fondo tus hábitos diarios y apoyándote en alternativas fitoterápicas naturales y con evidencia científica.

Cómo mejorar el deseo sexual y la vitalidad de manera natural
Cómo mejorar el deseo sexual y la vitalidad de manera natural
Objetivo Bienestar

Objetivo Bienestar

Las mujeres somos cíclicas. Sabemos que, durante nuestra etapa fértil, los cambios hormonales que nuestro cuerpo experimenta cada mes propician que nos sintamos más extrovertidas y vitales antes de la ovulación, y mucho más introspectivas y sosegadas después de esta y hasta pasada la menstruación. Seguro que has notado cómo este baile hormonal condiciona en alto grado tu apetito sexual, predisponiéndote a tener relaciones alrededor del día de la ovulación con el fin natural de la reproducción, ¿verdad?

¿Nuestra sexualidad depende entonces de nuestra fertilidad? Y, si es así, ¿qué pasa cuando no ovulamos? ¿No hay opción para el placer? En absoluto.

Todas las etapas de la vida de la mujer adulta son óptimas para disfrutar del propio cuerpo y mejorar así nuestra calidad de vida, e incluso la relación de pareja

De hecho, los ciclos anovulatorios en edad fértil, el uso de anticonceptivos hormonales, el embarazo, el posparto, la lactancia, la premenopausia o la menopausia son algunos ejemplos de estados de la vida de la mujer en los que nuestro organismo no está orientado hacia una nueva concepción, pero, aun así, no nos priva en absoluto de disfrutar de una buena salud sexual.

Y es que, más allá de nuestros niveles hormonales, hay muchos otros factores que inciden en nuestra libido como, por ejemplo, los factores psicológicos como la autopercepción física, la ansiedad o determinados bloqueos emocionales; las relaciones interpersonales, como el comportamiento y la técnica de nuestro compañero sexual, la calidad de nuestra relación o la falta de privacidad; las influencias socioculturales, como la educación recibida o los tabúes interiorizados; u otros factores fisiológicos de vital importancia como la toma de medicamentos, la fatiga o el estrés.

Síntomas de una posible disfunción sexual

Aunque es del todo natural no tener siempre las mismas ganas a lo largo del mes, del año o de nuestro momento vital, podemos hablar de una posible disfunción sexual cuando pasamos un tiempo prolongado con alguno o varios de estos síntomas que frecuentemente van ligados unos con otros:

  • Disminución en la lubricación vaginal
  • Menor deseo sexual
  • Dolor y molestias durante el acto sexual
  • Dificultad para alcanzar el orgasmo

En este caso, consultarlo con nuestro médico o ginecólogo es lo mejor que podemos hacer ya que, además de ser un problema muy común entre la población femenina (la prevalencia es del 25% - 63% total de mujeres a nivel mundial), existen fórmulas naturales y efectivas para tratarlo y mejorarlo.

Es importante tener en cuenta el carácter multidisciplinar de las disfunciones sexuales femeninas para evaluar qué aspectos debe tener en cuenta nuestro tratamiento personalizado

Entre ellos, es importante hacer un repaso de nuestros hábitos de vida y asegurarnos unas rutinas saludables alejadas de tóxicos como el tabaco o el alcohol, que incluyan ejercicio físico regular, una alimentación equilibrada, un buen descanso, un peso saludable, así como la masturbación como método usual de placer y de autoexploración que nos ayude a conectar con nuestra feminidad.

En algunos casos, la terapia sexual puede ser otra buena opción a tener en cuenta, aunque, para la mayoría, la suplementación con productos formulados a base de ingredientes de origen natural y con evidencia científica puede ser más que suficiente para mejorar nuestra libido, recuperar la vitalidad y aumentar el bienestar general.

La testosterona, clave para el deseo y la función sexual de la mujer

La testosterona, clave para el deseo y la función sexual de la mujer

El tratamiento farmacológico convencional que tradicionalmente se ha ofrecido a las mujeres con bajo deseo sexual consiste en terapias de origen hormonal y/o la aplicación de lubricantes vaginales con el objetivo de disminuir el dolor durante las relaciones. ¿Por qué?

De entrada, puede que asocies la testosterona con el hombre. Y es que, a pesar de ser conocida principalmente como una hormona masculina, la testosterona también juega un papel clave en la salud de las mujeres ya que actúa como un mensajero químico que regula de manera importante las funciones sexuales promoviendo el impulso sexual o la lubricación vaginal, entre otras.

Nuestros niveles de testosterona varían a lo largo de nuestra vida, disminuyendo significativamente a partir de la menopausia

La disminución de andrógenos (testosterona) y de estrógenos (estradiol) suelen provocar una disminución de la energía, menor densidad ósea, cambios en el perímetro abdominal y forma estrogénica de la silueta femenina, pérdida de mas muscular y disminución del deseo sexual e incremento del riesgo cardiovascular, cuando nos acercamos a la década de los 50.

Es por eso que la terapia de reemplazo de testosterona puede ser efectiva en mujeres con niveles naturalmente bajos de andrógenos, pero todavía no hay evidencia de la seguridad a largo plazo y del riesgo potencial de enfermedades cardiovasculares y cáncer de mama. De hecho, entre los efectos secundarios que se le han atribuido destacan el acné, el cambio en la voz, el crecimiento del vello, la pérdida de pelo o los bajos niveles de HDL, algo que pone de manifiesto la importancia crucial de modular la testosterona endógena.

La alternativa natural y con evidencia científica para recuperar la vitalidad y el deseo

Afortunadamente, existen laboratorios farmacéuticos especializados en salud y bienestar de la mujer que priorizan, por encima de todo, la búsqueda de soluciones terapéuticas de origen natural, no hormonales, y basadas en evidencia científica. Procare Health, ganador de la categoría Laboratorio más comprometido con la salud de la mujer en los V Premios Objetivo Bienestar, es nuestra gran referencia en este campo.

De hecho, para las mujeres de cualquier edad y condición con bajo deseo sexual, ha formulado Libicare® comprimidos, un complemento alimenticio a base de extractos botánicos, vitaminas del grupo B y selenio que actúa sobre el incremento de la vitalidad y del deseo sexual femenino y que viene avalado por numerosos especialistas en medicina de la mujer, como la doctora Francisca Molero, ginecóloga y sexóloga clínica, actual directora del Instituto Iberoamericano de Sexología y presidenta de la Federación Española de Sociedad de Sexología, que recomienda su consumo por su “eficacia demostrada en estudios clínicos y sin efectos secundarios”.

Libicare

COMPRAR

Entre sus ingredientes principales, encontramos la Trigonella foenum-graecum (fenogreco), el Tribulus terrestres, la Turnera aphrodisíaca (damiana), el Gingko biloba, las vitaminas B1, B2, B3 y B6 y el selenio.

Entre los resultados tras dos meses de suplementación con dos comprimidos al día con esta alternativa fitoterápica, destacan:

  • El aumento por 2 de la frecuencia de la actividad sexual
  • La intensificación de la excitación y otras variables de la función sexual de la mujer
  • El aumento de la testosterona libre endógena
  • La mejora de parámetros como la frecuencia, el deseo y la calidad del orgasmo

¿Por qué elegir un hidratante vaginal como apoyo y no un lubricante?

Como decíamos, el tratamiento convencional para aumentar la libido incluye a menudo la aplicación de lubricantes vaginales que mejoran la hidratación y lubrican en el momento de la relación (como es el caso de Libicare® Gel Íntimo) pero que, según el doctor Santiago Palacios, ginecólogo y obstetra en el Centro Médico Instituto Palacios para la salud de la mujer, “no tienen ninguna actuación a nivel fisiológico”.

En ese sentido, el reputado doctor insiste en la necesidad de distinguir entre lubricantes e hidratantes, siendo estos últimos los óptimos para reemplazar las secreciones vaginales naturales y mantener el estado fisiológico hidratado y lubricado de forma continua.

Procare Health propone el uso de Idracare®, un hidratante vulvovaginal que cuenta con una combinación altamente hidratante y eficaz formulada también con ingredientes de origen natural, que también recomienda el doctor Palacios para la sequedad vaginal.

Idracare

COMPRAR

Su composición es única e innovadora en el mercado de la hidratación vaginal ya que combina tres activos principales: su alta concentración de niosomas de ácido hialurónico promueve la elasticidad de los tejidos, la Bioecolia® promueve el reequilibrio de la microbiota vaginal mientras que el Aloe Vera aporta una acción antiséptica y epitelizante. Además, cuenta con la tecnología de encapsulación de vanguardia niosomal, que proporciona una mayor biodisponibilidad y preservación de los ingredientes, incrementando así la penetración en los tejidos y prolongando su efecto hidratante y reparador, mejorando la satisfacción durante el acto sexual.

En definitiva, si la falta de vitalidad, el bajo deseo sexual y la sequedad vaginal te están restando calidad de vida, existen fórmulas fáciles e inocuas para corregirlo: revisa profundamente tus hábitos y apuesta por unas rutinas más saludables, y no dudes en apoyarte con alternativas naturales avaladas con estudios científicos. ¡Y feliz verano!

Nos vamos de shopping

  1. Fondo de armario de verano 10 piezas de ropa imprescindibles que debes tener
    icon-shopping moda

    10 piezas de ropa imprescindibles para este verano

    Comprar​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​  
  2. Los 10 cepillos que puedes utilizar según tu tipo de cabello
    shopping icon beauty

    Los 10 cepillos que puedes utilizar según tu tipo de cabello

    Comprar​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​
  3. Lelo Sona 2 Cruise
    shopping icon sexo

    El Top 10 de los juguetes sexuales más deseados del mercado

    Comprar​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​
  4. Incapto coffee
    shopping icon sostenibilidad

    Incapto ahorra 2.200.000 cápsulas de café en su primer año de vida

    Comprar​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​

Lo más leído