• Home

  • Salud

  • ¿Tu colchón es el culpable de tu dolor de espalda?

¿Tu colchón es el culpable de tu dolor de espalda?

Muchos problemas de insomnio y muchos dolores articulares y de espalda pueden arreglarse fácilmente con un cambio de colchón. Si priorizas dormir bien y renuevas tu colchón por uno más saludable y de calidad que se adapte a tus necesidades de descanso, tu salud física, mental y emocional mejorará desde la primera noche. ¡Y volverás a dormir como un bebé!

Tu colchón es el culpable de tu dolor de espalda
Tu colchón es el culpable de tu dolor de espalda
Objetivo Bienestar

Objetivo Bienestar

Cansancio y fatiga, mal humor, poca capacidad de concentración, dolor muscular, picor en los ojos… La lista de efectos que derivan de no dormir bien una noche es larga y desagradable y todos los hemos sufrido más de una vez, pasando las horas del día esperando que llegue de nuevo la hora de meternos en la cama. ¿Pero qué pasa si, en vez de tratarse tan solo de una noche, la falta de un sueño reparador se extiende y se cronifica?

Según la Sociedad Española del Sueño, “la privación crónica de sueño produce cambios metabólicos, endocrinos e inmunológicos. Cada vez hay más evidencia científica de que la falta de sueño deriva en intolerancia a la glucosa y diabetes, incremento de la actividad del sistema nervioso simpático e hipertensión, o reducción en la secreción de leptina y obesidad”. Dicho de otra manera: disfrutar de 7-9 horas diarias de sueño durante nuestra vida adulta resulta uno de los pilares fundamentales de nuestra salud física y emocional, equivalente a seguir una dieta saludable o hacer ejercicio de forma regular.

¿Sabías que dormir poco o mal se relaciona con problemas como el sobrepeso, la hipertensión o la diabetes?

Un adecuado descanso, además, favorece el control del peso y protege al corazón, ya que en situaciones de insomnio aumentan en sangre las hormonas relacionadas con el estrés (adrenalina y cortisol), que aumentan la tensión arterial y la frecuencia cardíaca. Cuando dormimos, en cambio, nuestro cuerpo se relaja y produce hormonas que contrarrestan los efectos de esas otras y colaboran, entre otras cosas, a que nos encontremos más felices.

Sin embargo, y a pesar de conocer bien la teoría, no siempre nos resulta tan fácil pasar a la práctica. Los niveles altos de estrés, la falta de horarios fijos, la poca exposición a la luz natural o la famosa “falta de tiempo” en la que la mayoría vivimos nos dificultan priorizar la cantidad y la calidad de nuestro sueño. De hecho, el promedio mundial de horas de sueño ha bajado de 8 a 6 horas en los últimos años, unas cifras que todavía se han agravado más durante la pandemia del coronavirus, en la que muchas de nuestras rutinas se han trasladado hasta el interior de nuestra casa y las restricciones sociales nos están pasando una cara factura que a menudo deriva en la temida fatiga pandémica.

¿Qué factores influyen en nuestro descanso nocturno?

Además de una correcta gestión del estrés, es muy importante cuidar adecuadamente de nuestro entorno ambiental, ya que condicionará nuestra duración y estructura del sueño. En ese sentido, es imprescindible que nos fijemos en seis aspectos básicos de nuestra higiene del sueño, al menos un par de horas antes de irnos a la cama:

  1. La estimulación lumínica: baja la intensidad de las luces y crea una atmósfera relajante.
  2. El ruido: siguiendo las recomendaciones de la OMS, 30 decibelios es el límite máximo de ruido que podemos tolerar durante la noche. Asegúrate un buen aislamiento acústico en tu dormitorio.
  3. La temperatura ambiental: no debes pasar ni frío ni calor. La temperatura óptima para un buen descanso se sitúa entre los 18º y los 21ºC.
  4. El entorno decorativo: mantén el orden en tu dormitorio, evita los colores estridentes y apuesta por colores y tejidos cálidos y relajantes.
  5. Las radiaciones electromagnéticas: apaga el móvil y el wi-fi, déjalos en otra habitación, y evita cualquier estímulo electrónico al menos durante la última hora antes de acostarte.
  6. La cama y sus materiales: si pasamos el tercio de nuestra vida tumbados en ella, ¿por qué no darle la importancia que se merece? Se estima que casi el 10% de los problemas de sueño son consecuencia de un colchón incómodo, así que vamos a repasar cómo podemos convertirlo en un aliado incondicional de tu salud, en vez de en un enemigo al que debes combatir.

Se estima que casi el 10% de los problemas de sueño son consecuencia de un colchón incómodo

Cómo comprar el colchón más adecuado para tus necesidades

Cómo comprar el colchón más adecuado para tus necesidades

Elegir un colchón de calidad significa hacer una inversión a largo plazo que te traerá grandes beneficios ya que, desde la primera noche, tu cuerpo descansará mucho mejor y te sentirás mucho más renovado. Puedes empezar revisando el colchón que tienes: si ya cuenta con una vida útil de 8 o 10 años o si te levantas cada mañana con dolor de espalda o de cervicales, muy probablemente habrá llegado la hora de cambiarlo.

¿Y cómo elegir el nuevo? Colchones artesanales, viscoelásticos, de muelles ensacados, de espumación… La oferta de colchones que encontrarás en el mercado es muy amplia, así que debes asegurarte que te quedas con el que te aporte conforte y propicie un descanso continuo, teniendo en cuenta la adaptabilidad, la firmeza y la transpirabilidad que necesitas y que varía en función de cada persona. Recuerda que el colchón ideal, al igual que la almohada, debe cuidar adecuadamente de nuestra espalda, debe adaptarse a nuestro cuerpo y debe tener la textura, la consistencia y el tamaño perfectos para proporcionarnos el descanso adecuado, de manera que podamos dormir toda la noche sin desvelarnos.

Un buen colchón debe aportarte confort y propiciar un descanso continuo

A pesar de que podríamos describirte las bondades de cada tipo de colchón, nuestra recomendación es que recurras al consejo de un especialista en descanso como Maxcolchon que te ayude a seleccionar el mejor producto para ti. Porque no necesita el mismo colchón un deportista que una persona muy calurosa, una persona con dolores articulares, una persona con problemas de circulación o alguien con mucho peso.

Este fabricante de productos de descanso cuenta con el valor añadido de controlar todo el proceso de fabricación sin intermediarios y ofrecerle al cliente un gran grado de personalización: al no tener stock en su fábrica, todos los pedidos son creados específicamente, de manera que cada cliente tiene la opción de hacerse el colchón a la carta, escogiendo el tapizado y la tonalidad de entre la amplia variedad de modelos con los que cuenta. 

En definitiva, a tu lista de propósitos de Año Nuevo te sugerimos añadirle uno más: un cambio de colchón que te asegure un descanso reparador y que contribuya a mejorar tu salud física, mental y emocional. ¡No lo lamentarás!

Descubre más sobre:

Nos vamos de shopping

  1. Recomendaciones de productos y servicios de Objetivo Bienestar, en la app Peoople
    shopping-icon carrito

    Descubre nuestros favoritos en Peoople

    Descarga​​
  2. Por qué se celebra San Valentín
    shopping-icon carrito

    Regalos para enamorar este San Valentín

    Comprar​​​
  3. Cómo llevar falda en otoño
    shopping icon beauty

    Cómo llevar falda: 8 combinaciones para vestirla a diario

    Comprar​​​