Si solo pudiéramos quedarnos con una única planta de las que nos regala el mundo vegetal esta sería, sin duda, el aloe vera. Conocida por su increíble y comprobado poder hidratante, regenerativo, nutriente y cicatrizante, esta planta se ha utilizado desde hace cientos de años como ingrediente estrella en formulaciones cosméticas y medicinales tanto caseras como industriales, además de como ingrediente culinario. De hecho, también gracias a su belleza y a sus múltiples usos y propiedades, su cultivo doméstico se ha extendido muchísimo en los últimos años y es muy posible que tú también tengas un aloe en casa adornando tu terraza o tu balcón, y que utilices la pulpa de sus alargadas hojas como recurso de tu botiquín 100% natural y saludable, y siempre a tu alcance.

El aloe vera también tienes excepcionales propiedades para la estabilidad interna del organismo y la salud del sistema digestivo

Por un lado, su apodo de “planta mágica” debe su merecida fama a su alta capacidad de penetración cutánea que favorece la cicatrización y la regeneración celular, y por eso resulta tan efectiva a la hora de tratar problemas de la piel como picores, quemaduras solares, sequedad, acné, psoriasis o picaduras de insectos. Pero sus aplicaciones van mucho más allá de las conocidas del mundo de la higiene y de la belleza facial y corporal, ya que, además de cuidarnos por fuera, también es excelente para cuidarnos por dentro: lo que tal vez no sabías es que el aloe vera posee también excepcionales propiedades para la estabilidad interna del organismo y la salud del sistema digestivo, y es por ello que muchos profesionales del mundo de la medicina, así como hospitales y clínicas nacionales, están utilizando el jugo de aloe vera de Atlantia en formatos bebibles para tratar de manera natural dolencias más o menos leves así como para aliviar los efectos secundarios de tratamientos agresivos contra el cáncer, entre muchos otros.

 

Cómo nos cuida el aloe vera por dentro: su capacidad de mejorar la vida de los pacientes con cáncer

El jugo de aloe vera puede utilizarse como un potentísimo suplemento nutricional totalmente natural que nos permitirá beneficiarnos de sus destacados efectos positivos en el funcionamiento de nuestro organismo: además de reforzar el sistema inmune y los mecanismos de autodefensa, estimula la producción de la flora bacteriana (lo que ayuda a mejorar los daños colaterales de los antibióticos) y favorece una correcta digestión. Es por ello que está tan recomendado para tratar casos de acidez, úlceras estomacales e intestinales o, incluso, el síndrome del intestino irritable. Y lo que más nos alegra es que, desde hace unos años, ya no es solo la naturopatía o los tratamientos naturales alternativos los que lo está recomendando, sino que su uso también se está extendiendo al mundo de la medicina.

Sin ir más lejos, hospitales como el Doce de Octubre de Madrid o el Hospital Clínic de Barcelona, junto a la firma canaria Atlantia, han estado utilizando el jugo de aloe vera BIALOE en ensayos y test clínicos que han demostrado su eficacia en pacientes oncológicos: los resultados de estas pruebas han demostrado como su administración es efectiva frente a la inflamación de esófago (esofagitis aguda) que sufren muchos pacientes de cáncer de pulmón, cabeza y cuello con los desagradables efectos secundarios que les provocan la radioterapia o la quimioterapia.

Así, los resultados demuestran cómo aquellas personas que consumieron este bebible registraron en su evolución una sensación de mejor calidad de vida respecto a los pacientes a los que se administró placebo. Además de evitar o mitigar las pérdidas de peso tan comunes que sufren los pacientes, BIALOE mejoró también las condiciones de estas personas en variables como el dolor, la salivación, la masticación, la ingesta, el sentido del gusto, la pronunciación o el estado de ánimo (humor y ansiedad), además de mejorar también la alteración de las mucosas corporales (mucositis), otra de las consecuencias de este tipo de tratamientos contra el cáncer.

Productos Atlantia aloe vera

¿Sirve cualquier aloe?

No, en absoluto. Aunque estamos hablando de una planta que se ha puesto muy de moda, la industria ha aprovechado su reconocimiento para lanzar al mercado todo tipo de productos de aloe y con aloe, lo que no significa que sean todos ellos igual de buenos, de puros o de eficaces. De hecho, muchos de ellos no proporcionan gran parte de las propiedades originales de la planta, que han podido perderse durante el proceso de recolección, de extracción o de tratamiento.

El primer ingrediente de un buen producto debe ser aloe barbadensis leaf juice

Si nos fijamos en el envase de un gel de aloe vera, leyendo la etiqueta podremos averiguar fácilmente si nos encontramos delante de un producto puro o bien de un posible aloe procedente de concentrado o polvo. Lo más importante es que revisemos el INCI (Nomenclatura Internacional de Ingredientes Cosméticos), que nos muestra, por orden de proporción y cantidad en el producto, cuáles son sus ingredientes. Así, el primer ingrediente de un buen producto debe ser aloe barbadensis leaf juice (nombre con el que se conoce el jugo puro de aloe) y no agua. En el último caso, significa que el producto que tenemos entre manos está formulado a base de concentrado o polvo, un proceso que desnaturaliza y elimina gran parte de sus propiedades y que, por tanto, es mejor descartar.

Nuestra lista de oro que caracteriza a un buen gel o jugo de salud o de belleza de aloe vera es:

  • Que su primer ingrediente sea aloe puro
  • Que esté formulado con aloe vera ecológico, no transgénico y cultivado sin uso de fertilizantes sintéticos, pesticidas o fungicidas
  • Que se elabore mediante estabilizado en frío para mantener sus propiedades
  • Que no esté testado en animales
  • Que su envase cuente con tecnología airless para evitar que el producto se oxide al entrar en contacto con el aire
  • Que cuente con una producción y un embalaje sostenible: que su envase sea, por lo menos, reciclable
  • Si es posible, que sea un producto de proximidad: puesto que las mejores condiciones de cultivo y de vida de esta planta corresponden al clima tropical, la mejor elección es quedarnos con el aloe nacional cultivado en las islas Canarias, donde la planta crece en condiciones climáticas óptimas y lo que le permite potenciar sus beneficios, así como la cantidad de principios activos y de minerales que nos aporta.

Para estar tranquilo y asegurarte de que compras un producto que cumple con todos estos preceptos y estándares de calidad, te recomendamos que utilices los mismos que te citábamos en este artículo utilizados en los estudios y ensayos clínicos: la gama de productos dermocosméticos elaborados a base de aloe vera puro y ecológico de Atlantia, para el cuidado, la salud y la belleza de la piel y de tu organismo. ¡No encontrarás otros igual!

 

ATENCIÓN: la información facilitada en este artículo es de carácter divulgativa. Para el uso de estos productos en caso de pacientes oncológicos o de otras enfermedades o dolencias se recomienda consultar al profesional sanitario correspondiente o bien al nutricionista.