Gym

Los 3 tipos de actividades físicas que debes combinar

Una actividad física completa pasa por la combinación regular de ejercicios cardiovasculares o de alta intensidad, de fuerza y resistencia, así como de flexibilidad o de corrección postural. Enmárcalos dentro de un estilo de vida activo, en el que también des espacio a caminar, a bailar y a moverte vigorosamente.

Los 3 tipos de actividades físicas que debes combinar
Los 3 tipos de actividades físicas que debes combinar
Marta

Marta Costa

Periodista y posgrado en comunicación alimentaria

Aunque el sedentarismo dominante en nuestra sociedad nos puede hacer pensar lo contrario, no estamos hechos para la cama, la silla, el coche y el sofá. Es evidente que vivimos en el momento menos activo de nuestra historia como especie, en el que los seres humanos pasamos la mayor parte del día sentados, y en el que, a diferencia de nuestros ancestros, no practicamos movimientos diarios como correr, saltar, arrastrarnos, colgarnos y dejarnos caer o mantener el equilibrio en una sola pierna, como hacían ellos de forma frecuente con el objetivo de cazar, conrear o sobrevivir en plena naturaleza.

Hoy, la actividad física de muchas personas se limita a hacer cortas caminatas de menos de 10.000 pasos al día, acudir un par de veces a la semana al gimnasio o salir a correr. Es decir, hacer aquellas actividades gratificantes que más nos gustan de forma repetitiva, pero aisladas en el tiempo y enmarcadas dentro de en un estilo de vida sedentario. Lo que el entrenador personal y educador del movimiento Rober Sánchez denomina “sedentarios activos”. Y traemos malas noticias porque, como ya debes estar imaginando, con eso no es suficiente.

No nos malinterpretes: evidentemente, siempre será mucho más beneficioso hacer un par de sesiones de yoga a la semana, ir andando al trabajo o aficionarnos al running que no hacer nada y llevar una vida absolutamente sedentaria. El problema está en que, si no trabajamos el cuerpo desde distintos ángulos, el ejercicio puede quedar incompleto.

La adecuada combinación de los tres tipos de ejercicio repercutirá en la ganancia de músculo, la quema de grasa y la corrección postural

Partiendo de la base de que no estamos hechos para la especialización, nuestra actividad física, si queremos que sea completa, debería ser tan variada como sea posible, incluyendo movimientos naturales y funcionales, ejercicios compuestos y multiarticulares que requieran el trabajo de todos los grupos musculares, así como de diferentes intensidades. Así, la adecuada combinación de los distintos tipos de ejercicios repercutirá en la ganancia de músculo, la quema de grasa y la corrección postural, un triple objetivo que marca la base para prevenir la mayoría de las enfermedades modernas no contagiosas y relacionadas con la falta de actividad física.

Un cuerpo fuerte, flexible, resistente y ágil será un cuerpo más joven y más saludable. ¿Cómo lo conseguiremos? Con mucho movimiento en nuestro día a día y con la práctica combinada y frecuente de ejercicios de alta intensidad, de fuerza y de resistencia, pero también de trabajo de baja intensidad.

Antes de ver estos tres últimos puntos por separado, recuerda que puedes transformar tu rutina diaria en algo mucho más activo si caminas más, te olvidas del ascensor y subes y bajas siempre por las escaleras, si realizas las actividades del hogar con cierto vigor o si aprovechas cualquier ocasión para ponerte a bailar. ¡La cuestión es moverse cuanto más mejor!

También te puede interesar

Nos vamos de shopping

  1. Recomendaciones de productos y servicios de Objetivo Bienestar, en la app Peoople
    shopping-icon carrito

    Descubre nuestros favoritos en Peoople

    Descarga​​
  2. Por qué se celebra San Valentín
    shopping-icon carrito

    Regalos para enamorar este San Valentín

    Comprar​​​
  3. Cómo llevar falda en otoño
    shopping icon beauty

    Cómo llevar falda: 8 combinaciones para vestirla a diario

    Comprar​​​