Los términos sobre orientación sexual que siempre deberíamos tener a mano

Centenares de eventos y actividades tienen lugar este junio para reivindicar el mes del orgullo LGTB. Sin embargo, hay términos que en ocasiones se nos escapan de las manos. Hacemos un breve repaso por algunos conceptos como pansexualidad, asexualidad o polisexualidad. ¿Sabrías diferenciarlos?

Los términos sobre orientación sexual que siempre deberíamos tener a mano
Los términos sobre orientación sexual que siempre deberíamos tener a mano
Sara Roqueta

Sara Roqueta

Periodista

Como cada año, junio se convierte en el mes de la historia LGTB. Una fecha liderada por los diferentes colectivos de la comunidad que buscan una sociedad más tolerante e igualitaria. La lucha todavía continúa tras años de hostigamientos. Y, aunque las nuevas generaciones van asimilando con mayor naturalidad que ya no importa tanto qué género adoptas o cual es tu orientación sexual; si te gustan los chicos, las chicas cisgénero o las transexuales, no podemos negar que aún queda mucho camino por recorrer. Así que hoy daremos un repaso por esos términos que siempre deberíamos tener a mano para comprendernos más y mejor.

Actualmente, la generación Z parece llevar la delantera en asuntos de sexualidad y género. Estos jóvenes, nacidos entre mediados de los 90 y entrado el año 2000, saben muy bien que las uniones entre “chico conoce a chica” ya no son la única opción para disfrutar del amor y la sexualidad.

Por descontado, cada día existen más puertas abiertas en la identidad. Nadie tiene por qué ser A o B siempre, los géneros son fluidos, y lo queer o lo no binario, solo hace que adquirir más y más relieve en una sociedad que comienza a tolerar, aunque a regañadientes, la idea de que no todas las personas tienen que regirse por los estándares de género y sexo que tradicionalmente habían imperado como una losa en nuestras sociedades.

Pensemos en el cine de ahora, las series, los documentales… ‘Sex Education’; ‘Euphoria’, ‘Pose’, ‘We Are Who We Are’, ‘Orange is The Ne Black’, son solo algunas de las series que actualmente ponen el ojo en la cultura LGTB o, todavía más importante, en crear una amplia agenda de conversaciones en las que lo importante es aceptar con fluidez y sin prejuicios qué sientes, cómo y hacia quién.

Por suerte, en lo personal y en lo colectivo, las series crean diálogos través de la pantalla que nos acercan al resto de las personas. En definitiva, igual que la literatura, nos vuelven un poco más empáticos.

mes del orgullp lgtb

Sin embargo, si por algo se continúa reivindicando el Día Internacional del Orgullo LGTB cada 28 de junio desde 1970 es porque todavía quedan países, instituciones y grupos de población que no terminan de aceptar la diversidad sexual. En España, la Ley Trans continúa atascada en el Congreso, frente a la falta de respaldo político. Mientras, la LGTBfobia conlleva a que miles de personas sufran ataques físicos y verbales por su orientación sexual o su género con bastante frecuencia.

Casi dos de cada cuatro personas LGTB en España dicen haber sufrido acoso debido a su orientación sexual.

El 8% de las personas LGTB ha sido víctima incluso de ataques físicos o sexuales, así lo reflejaba hace aproximadamente un año la Agencia de Derechos Fundamentales (FRA) de la Unión Europea (UE) en una encuesta realizada sobre la discriminación e intolerancia que sufren lesbianas, gais, bisexuales, transexuales e intersexuales.

Así que, primero de todo, volvamos a repensar algunos términos sobre orientación sexual que siempre viene bien saber. Pues, como ocurre en otros movimientos sociales como el feminismo, una nunca deja de deconstruirse, a pesar de que en ocasiones el orden social tienda a homogeneizarnos. Vayamos paso a paso.

Omnisexual

Es la orientación de quienes sienten atracción emocional, afectiva y/o romántica hacia todos los géneros. Muchas personas confunden esta orientación con la pansexualidad, ya que comparten similitudes, pero no son exactamente lo mismo. Y es que, mientras que las personas pansexuales simplemente sienten atracción sin que influya el género, los y las monisexuales sí reconocen el sexo de sus posibles parejas, sin que este sea secundario.

Polisexual

Muchas veces, las diferencias entre omnisexual o polisexual pueden generar confusiones. Sin embargo, tienen sus matices. La polisexualidad es la atracción romántica o sexual hacia más de un solo género, pero —y aquí viene la diferencia con la omnisexualidad— no hacia todos.

Una persona polisexual se siente atraída hacia múltiples géneros y orientaciones sexuales. Pero estos no siempre son los géneros binarios hombre-mujer o heterosexual-homosexual. De hecho, las y los polisexuales son muy diversos cuando se trata de atracción sexual, emocional o romántica.

Pansexual

La pansexualidad es una de las orientaciones más escuchadas en los últimos tiempos. Una persona pansexual es aquella que no le da importancia al género o sexo de las otras personas al momento de entablar una relación amorosa.

Digamos que las personas pansexuales no se fijan en el físico, sino en cómo es la persona, independientemente de su género. Solo sienten atracción por las personas que les ofrecen algún estímulo sentimental o espiritual. Son amantes de las conexiones emocionales. Por eso, sus relaciones sentimentales se orientan más en aspectos románticos, intelectuales, sensitivos y hasta filosóficos.

Sapiosexual

Muy similares a las personas pansexuales están las sapiosexuales, aunque no es lo mismo. El término se refiere a las personas que sienten atracción sexual y deseo por la inteligencia o por las cualidades morales de una persona. En este caso, el cerebro de la otra persona es lo que les enamora. La tensión sexual se genera entorno a conversaciones y situaciones en las que se cultiva la inteligencia.

Asexual

Las personas asexuales son aquellas que no sienten atracción sexual por nadie y que tienen nulo o poco interés en las actividades sexuales. Pero ¡ojo! Esto no incluye las relaciones afectivas, ya que una persona asexual sí que puede enamorarse de otra.

Abrosexual

¿Cuándo decimos que una persona es abrosexual? En realidad, la abrosexualidad se refiere a una persona cuya orientación sexual cambia o es fluida.  Por ejemplo, una persona abrosexual podría ser homosexual durante un tiempo, pero luego asexual o pansexual. Su sexualidad no es para nada cerrada.

Aunque no podemos olvidar que la orientación sexual de una persona puede fluir o cambiar a lo largo de su vida, la diferencia en el caso de la abrosexualidad es que estos cambios se producen con mayor frecuencia, llegando a darse en el transcurso de días, meses o años.

Descubre más sobre:

Nos vamos de shopping

  1. 10 suplementos veganos para mejorar tu salud portada
    shopping icon salud

    10 suplementos veganos para mejorar tu salud

    Comprar​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​  
  2. 8 utensilios top de cocina ligera de verano
    shopping icon nature

    8 utensilios top de cocina ligera

    Comprar​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​
  3. Con cafeína
    shopping icon food

    Qué cafetera se adapta más a ti

    Comprar​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​

Lo más leído