Un año más, llegado agosto, las redes sociales se inundan de imágenes relacionadas con los viajes, la playa, la montaña o ese bar de moda al que todos quieren ir; aunque solo sea para hacerse una foto que irá seguida de hashtags y otros comentarios. Más allá de la imagen, lo importante de las vacaciones es experimentar y desconectar. Pero ¿siempre ha sido así? Y ahora, en un año marcado por la crisis del coronavirus, ¿existe una alternativa al ocio desmedido?

La respuesta es sí. Y no la tienes muy lejos. También es más económica y segura. ¿No te lo crees? Se trata del Staycation, una tendencia vacacional que surgió de la unión de stay (quedarse, estar) y vacation (vacaciones) a raíz de la crisis económica que comenzó en el año 2007. Ya entonces, cuando el peligro no era una pandemia, sino la falta de recursos económicos y la imposibilidad de llevar a cabo ese viaje de ensueño, nació así este concepto que nos permite disfrutar desde casa de las vacaciones. ¿Desde casa? ¿Sin aviones ni cruceros? Así es. Y bien sencillo.

Pero ¿cómo huir del imaginario de vacaciones en destinos exóticos y paradisíacos? El Staycation es la versión económica de unas vacaciones desde tu ciudad para aquellas personas que no tienen suficiente dinero como para viajar o que, por salud, este año prefieren apostar por lo seguro. A pesar de que esto implique ir a contracorriente de los que se pasan el agosto visitando diferentes ciudades, es una alternativa segura, cómoda y que sí la decides por ti misma, te hará sentir bien contigo y con tu entorno.

¿Tu entorno? Exacto, es aquí donde tendrás que disfrutar. Sin coger aviones ni trenes. Y es que, desde sus inicios, esta tendencia comenzó como una fórmula ideal para pasar las vacaciones desde la misma localidad de residencia. Además de en casa. ¿Te parece aburrido? Eso es porque todavía no has indagado en todo lo que puedes hacer en tu entorno próximo. A lo mejor este es el año que te permite valorar de cerca las pequeñas cosas. Un café tranquilo, la lectura de un libro al sol, crear tu propio jardín. Son muchas las ventajas, y no solo económicas, que implica apostar por el modelo del Staycation.

De hecho, a pesar de que fue un fenómeno que no surgió de manera voluntaria, son muchas las personas que ahora deciden quedarse en casa y apostar por unas vacaciones desde su pequeño rincón. Solo hay que echar un ojo a una de las redes sociales más populares. Es en Instagram donde el hashtag #Staycation ya acumula más de 4 millones de publicaciones.

¿Aún no te convence la idea de quedarte en casa este verano? Te mostramos las ventajas y posibilidades de practicar el Staycation. Una manera de desconectar y apoyar ese #YoMeQuedoEnCasa que surgió a raíz de la cuarentena. 

 

Sal a pasear por tu propia ciudad
1/6

Sal a pasear por tu propia ciudad

Si apuestas por el Staycation, está es tu oportunidad para explorar todo aquello a lo que no sueles prestar atención en tu misma localidad. Por ejemplo, puedes dar un paseo por tu ciudad o acudir a ese bar que siempre quisiste ir. Simplemente camina entre las calles o descansa en alguna zona verde y disfruta del placer de unas vacaciones en casa, sin salir de tu localidad.

 

Ahorra y recorta gastos
2/6

Ahorra y recorta gastos

Una de las grandes ventajas del Staycation es, sin duda alguna, la reducción de gastos. Sin vuelos ni hoteles que pagar el ahorro es notable. Por ello, está es la mejor alternativa en el caso de que este año no sea tu año y necesites tiempo para ahorrar. Piensa que en la ciudad y desde tu casa, son muchas las alternativas para reducir gastos, pero disfrutar también de este verano.

Disfruta de las pequeñas cosas
3/6

Disfruta de las pequeñas cosas

Disfruta de todo aquello que durante el día a día no tienes tiempo para apreciar. Lee un libro o ponte esa película y serie que tanto tiempo llevas posponiendo. Lo bueno de quedarte en casa es que tienes tiempo de sobra para saber qué es lo que más te apetece. Quizá sea una siesta, ¡pues a por ella! Lo importante es que desconectes.

Aprovéchate de los bares y terrazas al aire libre
4/6

Aprovéchate de los bares y terrazas al aire libre

Lo bueno del verano en la ciudad es que muchas personas se habrán ido. ¿Qué significa esto? Que muchos bares y terrazas al aire libre que de normal están abarrotados de gente ahora estarán más libres para ti. Tómate algo, queda con amigos y siente el verano desde tu misma calle, desde tu misma ciudad.

Descansa y respira
5/6

Descansa y respira

Pero, sobre todo, si por algo destaca el concepto de Staycation es por la cantidad de tiempo libre que tenemos para, simplemente, descansar. No hace falta que siempre tengas planes. Cuida de ti y de los tuyos y cuando tengas energía y ganas, entonces sal a disfrutar de tu ciudad o quédate en casa con tus seres queridos. También puedes aprovechar para hacer meditación o yoga, un deporte con el conectarás con tu cuerpo.

Aprovecha para hacer lo que tenías pendiente
6/6

Aprovecha para hacer lo que tenías pendiente

Aunque las vacaciones son sinónimos de no hacer nada, es cierto que también pueden ser un momento para que organices aquello que se te amontona. No es cuestión de hacer tareas cada día, pero si puedes organizar ese armario que te saca de quicio o diseñar tus espacios, este es tu momento.