Ciertamente, el año 2019 puede considerarse bastante afortunado, en líneas generales, para los nativos Libra. Lo empezaréis con energía positiva, popularidad y facilidad para conocer nuevas amistades de todo tipo, y olvidaréis los sinsabores de los últimos meses de 2018. Un factor muy importante, aunque habitualmente no se reconoce su mérito, estará a vuestro favor: el buen ánimo, el optimismo a la hora de afrontar cualquier contingencia y el pensamiento positivo sobre las circunstancias y cómo las afrontaréis. Los primeros cinco meses del año serán muy buenos en todos los niveles. El trabajo y los negocios funcionarán sin problemas y generarán un buen rendimiento económico. Vuestro magnetismo personal se verá aumentado, con lo que vuestra popularidad crecerá considerablemente y se requerirá vuestra presencia u opinión en muchos lugares. A partir del 4 de febrero, y hasta final de mes, la suerte en el azar será propicia, así que dadle la oportunidad de manifestarse. Si sois mujeres, estáis embarazadas y vais a dar a luz en marzo, debéis saber que el recién nacido comenzará su vida en un momento de suerte, lo que en astrología se interpreta como una vida siempre afortunada. Hacia finales de la primavera y principios del verano el ánimo puede decaer ligeramente. Posiblemente sentiréis una cierta pereza y ganas de recluiros un poco en el hogar y no salir de él, cosa un tanto extraña en los nativos de este signo. Con la entrada del calor también llegará una época un tanto más conflictiva: junio y julio pueden traer algún gasto inesperado y de una cierta importancia vinculado a algún inmueble, ya sea particular o relacionado con el trabajo. Además, tampoco serán buenas fechas para iniciar actividades, firmar contratos o incluso adquirir compromisos personales que conlleven una firma de papeles, de modo que, si habéis pensado en una boda. Con la llegada del frío irán desapareciendo las circunstancias adversas, todo se irá regularizando y gozaréis de un final de año bastante bueno, especialmente en el apartado de la economía; tan solo deberéis tener cuidado con una cierta tendencia a pequeños accidentes y quemaduras.

 

Horóscopo de Libra para Diciembre 2019

La única nota algo negativa del mes es la tendencia, no muy fuerte, pero si constante, a tener pequeños accidentes y también un cierto riesgo con el fuego. Este mes estaréis algo torpes así que pocos seréis los que escapáis a haceros algún corte, pero sin consecuencias graves. Actuad con prudencia.

  • Profesión y economía: La actividad aumenta produciendo excelentes ingresos, no tendréis mucho tiempo para distraeros. Todos los sectores son afectados en positivo. Si el negocio o empresa tiene trato con otras regiones o bien el extranjero, este mes tendréis visitas de delegaciones interesadas en vuestro producto: no es que se vaya a pactar nada todavía pero el interés existe y sin duda tendrá repercusión positiva pasados unos meses.
  • Trabajo por cuenta ajena: Sigue la tendencia magnífica para encontrar empleo o cambiar a otra empresa. Si ya tenéis trabajo fijo, incluso podéis recibir algún tipo de aumento de categoría o salario.
  • Relaciones: Cuidado si sois celosos, este mes podéis sospechar de la pareja ya que la veréis activa y animada en asuntos de trabajo o tareas externas. Eso os puede hacer pensar mal, pero en la mayoría de casos será una simple autosugestión, nunca lancéis indirectas sin una prueba muy clara. Otra posibilidad es que un hijo que aún está en vuestro hogar ocasione algún problema, también de índole dialéctica. Para los que no tenéis una relación estable el mes no ayudará a encontrar a una persona adecuada, todo lo contrario, no os extrañéis si la persona con la que estáis saliendo de manera informal desaparece de vuestra vida, simplemente pensad que es lo mejor que podría haberos pasado.
  • Salud: Sin problemas ocasionados por tránsitos planetarios, pero recordad lo dicho referente a cortes y quemaduras.

Días importantes: La lunación del día 26/12 afecta principalmente a los últimos días del mes y da paso al nuevo año. Se incrementa más todavía la actividad y el rendimiento del negocio, que puede llegar a las cotas más elevadas del año. Mucha actividad social con asistencia incrementada a reuniones, convenciones, representaciones o festejos que os dejarán frutos tanto en la faceta laboral y pública como en la privada e íntima.